RECOMENDACIONES Y CONSEJOS PARA ACTUAR ANTE UN DOLOR DE MUELAS

Una de las afecciones que se producen con más frecuencia en la cavidad oral es el dolor de muelas, también llamado odontalgia. Suele aparecer de forma repentina, intensa y difícil de controlar.

La aparición del mismo es debida a una estimulación de la raíz del nervio, que viene desencadenada por agentes mecánicos, térmicos o químico; y que nuestro cerebro la percibe con una poderosa intensidad.

Normalmente la odontalgia se manifiesta con una molestia en una zona localiza; sin embargo, si el dolor se intensifica puede radiar hacia otras partes cercanas al foco como el oído o la cabeza, llegando a poder ocasionar cefaleas importantes.

Las fibras nerviosas detectan el dolor ante estímulos fríos, y así, frente a la ingesta de alimentos de muy baja temperatura se produce esa sensibilidad dental que se asocia al dolor de muelas. Son varias las causas que lo originan y es importante detectar cúal de ellas es para atajar el mismo. Así, la etiología más frecuente que producen los dolores de muelas son:

  • Caries dental: Es la enfermedad infecciosa más común que se asocia al dolor de muelas. Y es cuando se extiende a las zona más profunda del diente (dentina o pulpa) el momento en que se intensifica el dolor. La caries, a veces, genera un absceso dental que daña de forma irreversible la pulpa provocando una sensibilidad extrema y profundo dolor.
  • Periodontitis activa: Se manifiesta por un sangrado indicador de la actividad de la enfermedad. Los puntos activos producen inflamación en la zona debido a la presencia de agentes irritatantes, provocando además dolor.
  • Traumatismo dental: Un golpe o accidente puede fisurar o fracturar el diente, llegando incluso a poderse perder una o varias piezas dentales. El traumatismo produce uno de los procesos que más dolor genera.
  • Bruxismo: También conocido como rechinamiento o apretamiento dental. Suele estar ocasionado por el estrés y la actividad prolongada del mismo a lo largo del tiempo declina en ocasionar dolor dental debido a la sobrecarga muscular y la tensión descargada sobre la articulación temporal y mandibular.
  • Erupción dental: En los bebés y niños, el momento en se produce la erupción de sus dientes, causa dolor debido a la rotura de la mucosa bucal.
  • Infecciones: Por lo general, cualquier tipo de infección bucodental desencadena dolor de muelas a veces acompañado de irradiación del mismo hacia otras zonas cercanas.

¿CÓMO SOLUCIONAMOS EL DOLOR DE MUELAS?

Podemos barajar varias opciones terapéuticas ante un dolor de muelas; pero la más aconsejable es acudir al profesional odontólogo de confianza para que realice una revisión de nuestra boca y dientes y las pruebas diagnósticas pertinentes para aplicar un tratamiento certero. El odontólogo realizará un estudio de la cavidad bucodental, encontrará la causa que origina el dolor y lo tratará de la manera más adecuada.

Mientras, es conveniente aplicar algunos remedios que lo mitiguen como puede ser aplicar frío en la zona exterior de la cara donde se está produciendo el dolor pues eso ayudará a reducir la inflamación. También es aconsejable realizar enjuagues bucales con agua tibia y sal, pues eso ayuda a disminuir la infección ya que actúa como antiséptico. Y por último haremos uso de fármacos orales analgésicos que ayuden a aliviar el dolor.

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.